viernes, 18 de mayo de 2007

Just like in the movies V

¿Eres normal o todavía piensas?, solían empezar las innumerables horas de tortura en la patria de Manolito Palomares. Cerca, se hallaban las imágenes apocalípticas de la gente, en bermudas, de clase alta, de Marina Dor´s y, corazones, la estrella mediática que daba voz y belleza a un mundo que estaba desapareciendo. Eres normal o todavía piensas; aún pienso, se decía Víctor Noguera, pienso en todas las cosas que he olvidado y no sé quién soy, a pesar de que todos los espejos me devuelvan mi imagen. Recuerdo el sur, y una chica bajo un árbol, y música jazz, pero no sé si estos son mis recuerdos. Te siento cerca, se dice Ivana, pero no sé si eres el mismo. A su lado caminan, cogidos de la mano, Aurora y Antoin de los Lobos, e Ivana no puede evitar sentir un poco de envidia. Le gustaría que unas manos volvieran a sus manos y no deja de preguntarse si será bueno intentar convencerlo de que vuelva a su pequeño reino. Nada de reinos, le dijo una vez, sólos tú y yo y nuestro mundo. Escucho tu dolor, dice Ivana, siento tu soledad; me gustaría, ahora, estar contigo, pero no lo sabes porque no eres tú. Escucho tu dolor, siente Víctor, en las sombras de un bar en que la música lo sume en nostalgias de todo tipo. Ivana, sus acompañantes, se acercan a un bar pero ella, antes de entrar, sabe que allí no encontrarán a Víctor. No sois los primeros que preguntáis por él, les dice el camarero, y J. sabe que los acérrimos legionarios de Manolito Palomares lo están buscando aunque no sepa por qué. Saben entonces que deberían encontrarlo cuanto antes. Ivana siente un poco de frío en los pies y sabe que Víctor está cansado, necesita dormir y espera que pronto vuelvan a encontrarse, y sepan reconocerse, aunque conlleve ser partícipes de un reino en el que nunca han creído.

No hay comentarios: