viernes, 16 de noviembre de 2007

Relatos hiperbreves XXIV

Ella dijo: aunque suene a tópico, es cierto, la belleza está en el interior, no lo dudes. Y él no tardó en darle la razón: fue quitarle la ropa y comprender que la belleza no está, nunca, en la ropa que cubre toda ropa, sino en el cuerpo que se descubre en todo vestido.

9 comentarios:

Lucía dijo...

Últimamente estás sembrao.

Gus dijo...

Querido ITU: SEN-SA-CIONAL, BRRRRRR

Anónimo dijo...

Hino, amigo, aprovecho ahora que hablas de belleza interior para hacer un comentario:
somos monos con trajes de personas.
Un gran abrazo desde el exilio exterior.

Anónimo dijo...

Quien fuera cuerpo para que le quitaras el vestido...

H. dijo...

y quién pudiera deciros que si no escribís vuestro nombre, mi curiosidad aumenta y aumenta y aumenta...

H. dijo...

Y hay otra variación: quién fuera vestido para acariciar ese cuerpo...

Lucía dijo...

No me digas que eres tan inocente para no saber que anónimo que desearía que le quitases el vestido puede corresponder perfectamente al 98% de las chicas que leemos tu blogg.Y al 98% de las que no lo leen porque no saben ni que existe tu blogg ni que existes tú. Te colapsarían el blogg con sus nombres, en serio.Sigue escribiendo, Hino, pero intenta que no sean cosas tan bonitas que nos pongan los dientes tan largos. Bueno, sí, lo de los dientes ya lo solucionaría yo.
Muak, wapo, y sé bueno que si no los Reyes Magos te traerán piedras.

Anónimo dijo...

A algunos chicos tambien nos gustaría...

H. dijo...

No me esperaba yo de los chicos y me siento halagado, pero pro ahora no me interesa el género masculino. El femenino sin embargo me sigue fascinando. Besitos.