miércoles, 6 de octubre de 2010

Invítame alguna vez

Para Laura
Invítame alguna vez a los dos mares de tus muslos en sal.
Invítame a la ventana con luna de tus pechos en flor.
Invítame a un tiempo muerto de caricias con frío.
Déjame naufragar en las orillas de tus ojos sin sueño.
Invítame a la terraza de tus manos sin espejos.
Permíteme que me acerque a la escarcha de tus cabellos con lluvia.
Invítame a las calles con sombras de tu boca en deseos.
Invítame al fuego apagado de las estrellas en tu ombligo.
Déjame al amparo de tus piernas con raíces.
Invitame a un fin de semana de sofás con risas.
Invítame a una noche de azoteas sin pijamas.
Permíteme que me pierda en las alas sin miedo de tus pestañas.
Invítame a una noche de palabras con silencio.
Invítame a un fin de semana a tus puertas.
Invítame alguna vez.

1 comentario:

Laura dijo...

¿Quién podría negarse?
Yo no, desde luego.

;) Beso.