martes, 30 de agosto de 2011

Final de verano

Pizza en los dedos.

Limoncello en la garganta.
Estrellas en los ojos.