miércoles, 28 de septiembre de 2011

Tres colores VIII

For Sorel, my brother in arms (las cosas de la escuela de idiomas, hermano)

El rey admite que España tendrá que hacer bastantes sacrificios. El rey admite,  en una comilona con representantes de altas instituciones del Estado,  que España tendrá que hacer bastantes sacrificios. El rey admite, en su llegada al Congreso de los diputados, que España tendrá que hacer sacrificios, y se pone como ejemplo, como verifican sus propias palabras: mi sacrificio empezó hace tiempo; recordad que hace décadas la bandera tenía tres colores y solo quedan dos. Todo sea por recortar, todo sea por el pueblo.  

No hay comentarios: