viernes, 16 de septiembre de 2011

Parole per Cosette

Hay palabras que se pierden en las ramas alguna vez y no llegan a hacerse canción de cuna, algún corazón que se abre y se derrama en todas las venas, se hace sangre, golpea el cuerpo y se hacen eco en los espejos. Un silencio entonces y se hace la sangre dedos, se escribe una letra y luego otra y tantas y todas son palabras y hay palabras de ánimo que, alguna vez, nos acercan a la puerta de una casa que hacen del sol nuestro refugio, que hacen de la luna un descanso y hay siempre alguien, a este lado del camino, al otro lado de las sombras, que hace de la vida un placer inesperado, una página en blanco de sonrisas.