martes, 10 de diciembre de 2013

Queda la marca

 Para Lourdes

Pronto habremos visto cosas que no creeríais: niños jugando al fútbol en calles que ahora están desiertas; vigilantes que caminaban por las aceras sin detenerse ni detener en momento alguno; caminantes que paseaban de semáforo en semáforo sin un alcoholímetro en sus labios; colegios públicos a los que, en ocasiones, iban niños a aprender, iban profesores a enseñar; becas para estudiantes que no tienen para becas; hospitales públicos a los que  podían acudir pacientes porque habían sido ya pagados con impuestos; médicos de la Sanidad Pública que, una vez, fueron funcionarios; haces de luz que no habían generado déficit eléctrico; grupos de españoles que todavía no habían empezado a vivir bajo los puentes; hilos de tuits que proponen rebelión contra toda forma de placer establecido; niños que, felizmente, nunca supieron lo que era la postguerra; presidente preocupados por sus ciudadanos y no por una bandera -¿alguna vez los hubo?-, presidentes de verbo elocuente y discurso sencillo -¿alguna vez existió?. Pronto habremos visto cosas que no creeríais: masas ingentes de personas olvidadas que no fueron más que súbditos. Alguien dirá: Españoles... los españoles han muerto; queda la MarcaEspaña.

1 comentario:

PACOCAR dijo...

LaMarca España que es tan ininteligible como aquello de«la unidad de destino en lo universal».